Larreta decidió aumentar el precio que debe pagar cada familia para que sus hijos e hijas accedan al almuerzo y refrigerio en las escuelas públicas de CABA. En una nota enviada ayer a las escuelas informa que a partir de septiembre se deberá abonar por cada día 127,69 pesos para comedor o vianda y 44,48 para el refrigerio. De otra manera, quienes no reciban una beca no podrán comer en la escuela o deberán llevarse su propia comida. Esta medida se da al mismo tiempo que se intensifican los requisitos y trabas burocráticas para acceder a las “becas de comedor”. En las imágenes y adjuntos se puede observar tanto la información del aumento de precios como los requisitos impuestos por el Gobierno porteño para eximirse del pago.

 

 

Descargar Instructivo de becas alimentarias 2019.

Desde la UTE ratificamos que los docentes no vamos a convertirnos en los vigilantes de la insensibilidad frente al hambre de nuestros alumnos. El derecho a la alimentación y el derecho a la educación deben garantizarse por igual y el Estado tiene la responsabilidad indelegable en ambos casos.

Fuente: Ute